Pastor golpeado por su fe en Cristo dice “Es un privilegio para mí sufrir por Cristo”

45

El Pastor Bishu fue golpeado por su fe y contó detalles del momento de terror que experimentó, cuando llego a estar rodeado por un grupo de hombres mientras visitaba una congregación cristiana en un pueblo donde estaba teniendo un servicio evangélico.

“Comenzaron a cuestionarme y querían saber qué estaba haciendo en su pueblo. Entonces me patearon y me golpearon”, dijo el pastor.

El pastor que a través de esta redacción se le llamó “Bishu” es un nombre ficticio por razones de seguridad, una estrategia también dotada por un hombre de 32 años llamado “Badu”, que se rompió el brazo al día siguiente, también por un grupo de radicales, opuestos a los seguidores de Cristo.

“Todas estas familias son muy pobres y se ganan la vida principalmente a través de la agricultura o como jornaleros. Estamos en contacto cercano con ellos y hacemos todo lo posible para ayudarlos”, dijeron los misioneros locales, según Padom .

La golpiza de Badu, sin embargo, no sacudió su fe en Cristo. Por el contrario, vio en la persecución que sufrió el cumplimiento de las profecías bíblicas sobre el sufrimiento que los cristianos enfrentan a diario en diversas partes del mundo.

“Tenía mucho miedo. Sin embargo, es un privilegio para mí sufrir por Cristo”, dijo Badu, recordando las lecciones de su discipulado después de su conversión a Cristo hace años.

“No estoy desanimado, pero sé que me esperan tiempos difíciles: hasta que mi brazo esté mejor, no podré trabajar para mantener a mi familia. En el seminario aprendimos que las personas son perseguidas debido a su fe cristiana mundial y aún se mantienen firmes hasta la muerte. Esto nos inspiró a todos y nos ayudó a mantenernos fuertes”, concluye Badu.

Deja tus comentarios