No es con tu fuerzas si no con las del espiritu de Dios

Deja tus comentarios