Pastor resucita luego de que grupo islámico lo asesinara por predicar el evangelio

Un grupo de extremistas Islámicos golpearon a un pastor hasta asesinarlo por haber llevado a más de 40 familias a Cristo. Todo con la intensión de silenciarlo.

El pastor fue secuestrado por el grupo, pero se negó a abandonar su fe. Por lo que optaron atar las manos y pierna y golpearlo hasta quedar sin signos vitales.

Los hombres arrojaron su cuerpo en una zanja. Después del asesinato, ellos fueron hasta la comunidad de los cristianos para burlarse: “Así como su Jesús fue golpeado y muerto, matamos al pastor de ustedes. El cuerpo está en una zanja en el bosque, encuéntrenlo y entierrenlo”.

Muchas familias cristianas fueron en busca del cuerpo del pastor y, cuando encontraron, volvieron a la casa cargándolo con lágrimas. Mientras los cristianos de la región se reunían en torno al pastor para lamentar su muerte, algo inexplicable sucedió.

Deja tus comentarios